Sociedad

Entre lágrimas, familiares de policías exigen equipamiento al ministro Murillo

A la finalización del acto de homenaje póstumo por el deceso de un policía, un grupo de personas se acercó a la autoridad para expresarle su sentir en este momento de emergencia sanitaria.

La presencia en Sucre del ministro de Gobierno, Arturo Murillo, fue propicia para que algunas personas hagan conocer su molestia y preocupación ante la falta de equipamiento en los hospitales e insumos de bioseguridad para los trabajadores que se encuentran luchando en primera línea contra el coronavirus.

La autoridad gubernamental participó de la ceremonia en homenaje póstumo al sargento Lino Mendoza Ibarra, quien falleció a consecuencia del covid-19.

A la finalización del acto, un grupo de personas se acercó a Murillo para expresarle su sentir en este momento de emergencia sanitaria.

“Yo quiero pedirle ahora que tengo la oportunidad, es una alegría verlo aquí, por favor, por qué no les dan por lo menos un bono a los policías, ellos están todos los días en las calles (…) un bono le pido por favor señor Ministro”, fue la petición de una mujer que se acercó a la autoridad.

Ante la solicitud, Murillo aseveró que se está trabajando para brindarles las mejores condiciones a los efectivos policiales. “No llore señora, no llore”, dijo, intentando calmarla.

Mientras todavía la mujer se expresaba, la hermana del policía fallecido denunciaba que el efectivo supuestamente no fue atendido con prontitud en una cama de terapia intensiva. “Mi hermano ha estado en silla de ruedas, ha pedido auxilio, no le han llevado a terapia intensiva”, relató; mientras otra voz, esta vez de un varón, se hizo escuchar reclamando respiradores para atender a los pacientes infectados por el covid-19.

“No hay nada en los hospitales (…) Apenas hay una cama”, reclamó. A lo que el Ministro respondió afirmando que “Sí hay”. “Yo les puedo mostrar que hemos traído”, alcanzó a explicar, mientras se escuchaban otros reclamos entre lágrimas.

Murillo se retiró del lugar en un vehículo del Estado, sin brindar mayores declaraciones a la prensa y mientras familiares del policía lloraban por su pérdida y la falta de camas de terapia intensiva.

Fuente: Correo del Sur

 

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba